Prevenir las varices

Prevenir

Como prevenir y evitar las enfermedades del sistema digestivo, virales, respiratorias, ...

Cuando aparece una nueva mancha en la cara, la tapas con un poco de corrector y listo.

Pero si eres una de las 50% de las mujeres que desarrollan várices, sabes que no es una solución tan simple.

Las venas varicosas ocurren cuando las válvulas defectuosas causan que la sangre se estanque en la vena, y con el tiempo, la vena se hincha, y se muestra a través de la piel.

Prevenir varices

Debido a que las venas se vuelven más elásticas y las válvulas tienden a debilitarse con la edad, es común que esta condicón surja en el futuro. Para borrar las que tienes, se puede optar por los procedimientos mínimamente invasivos como la escleroterapia, en el que se inyecta una solución salina en la vena que hace que sus paredes se peguen y se cierre.

Mientras que alrededor del 50% del riesgo de varices se debe a la genética, hay algunas cosas que puedes hacer para disminuir tus probabilidades.

Mantente en movimiento

El exceso de peso puede aumentar la presión en las piernas y el sistema circulatorio. El ejercicio regular y el mantener un peso saludable es fundamental para mejorar la circulación y mantener las venas sanas y fuertes.

Descruzar las piernas

Sabemos que es propio de una dama, pero cruzar las piernas ejerce presión sobre las venas. Si eres una persona que siempre cruza las piernas, haz una nota mental para mantenerlas cruzadas por períodos cortos de tiempo.

Usar calcetines de compresión

Tal vez no sean la prenda más sexy que has adquirido, pero utilizar un par de calcetines de compresión bajo tus pantalones si sabes que estarás de pie un largo periodo de tiempo, ayudará. Estar de pie durante largos períodos de tiempo ejerce presión sobre las venas de las piernas y de los pies, con lo cual debilitará las venas con el tiempo. Los calcetines de compresiones ayudan a mejorar la circulación y estimular tus venas a trabajar de manera más eficiente mientras que alivia el malestar.

Prueba con un suplemento

La investigación muestra que el extracto de castaño de indias (Aesculus hippocastanum) puede fortalecer las venas y reducir la hinchazón. Otro suplemento llamado proantocianidinas oligoméricas (OPC), compuestos antioxidantes que se encuentran en la corteza de pino, también son buenos para los vasos sanguíneos. Para ambos suplementos, sigue las instrucciones del paquete.

La sal

Consumir demasiada sal causa retención de agua, lo que puede contribuir a la inflamación que acompaña a las venas varicosas.

Consumir fibra

El estreñimiento crónico ejerce una presión extra sobre el flujo sanguíneo en el abdomen, que desciende y afecta a las piernas. Comer alimentos ricos en fibra como frutas frescas, verduras y granos enteros puede ayudar a prevenir el estreñimiento.

Da a tus tacones un descanso

Los estudios demuestran que los músculos de la pantorrilla se contraen menos cuando estás usando los zapatos de tacón alto que cuando usas zapatos bajos. Y menos contracción significa menos flujo de sangre. Esto se traduce en una elevación de la presión sanguínea venosa y en estrés en las válvulas en las venas, dando lugar a las venas varicosas. Si tus pantorrillas se sienten doloridas después usar los tacones, date un descanso por unos días.

Pon los pies en alto

Aprovecha cualquier oportunidad para elevar las piernas, al ver la tele, cuando comas el almuerzo en tu escritorio, para relajar la presión de tus venas, redistribuir la sangre y mejorar la circulación.

Saber cuándo hay que acudir al médico

Si ya tienes venas varicosas, es común experimentar un poco de dolor e inflamación, especialmente al estar de pie durante mucho tiempo. Los problemas más graves, como el eczema, engrosamiento de la piel y las úlceras de las piernas, pueden ocurrir. Las personas con hinchazón en las piernas debido a problemas venosos son más propenas a desarrollar infecciones graves después de pequeñas lesiones (por ejemplo, una picadura de insecto), debido a que el flujo de sangre en la pierna está afectado. Si experimentas alguno de los siguientes síntomas, ve al médico: decoloración de la piel, dolor fuerte, enrojecimiento, picazón, úlceras que no cicatrizan, manchas similares a cicatrices blancas, zonas rojas hinchadas y cálidas, y calambres en los músculos de la pantorrilla.

Artículos relacionados con Prevenir las varices