Prevenir un neumotórax

Prevenir

Como prevenir y evitar las enfermedades del sistema digestivo, virales, respiratorias, ...

Un neumotórax es la presencia de aire entre la superficie exterior del pulmón y la superficie interior de la pared del pecho. Estas dos superficies están revestidas con una membrana lisa llamada pleura y normalmente están en contacto entre sí, pero pueden llegar a separarse cuando el aire, directamente o de la sangre entra entre ellos.

Las causas de neumotórax

Un neumotórax puede ocurrir cada vez que se rompe la superficie del pulmón, lo que permite que el aire salga de los pulmones al espacio pleural. Puede ocurrir cuando alguna lesión perfora la pared del pecho, permitiendo que el aire exterior entre en el espacio pleural.

Prevenir neumotórax

Un neumotórax espontáneo ocurre sin traumatismo torácico, y es por lo general debido a la ruptura de un pequeño quiste en la superficie del pulmón. Estos quistes pueden ocurrir sin ninguna enfermedad pulmonar asociada, o pueden desarrollarse debido a una variedad de trastornos pulmonares subyacentes, el enfisema es el más común.

Los síntomas del neumotórax

Los principales síntomas de un neumotórax espontáneo son:

  • La aparición repentina de dolor en el pecho.
  • Y/o falta de aliento.

Un médico puede sospechar que un neumotórax está presente después de examinar al paciente y por sus síntomas, pero la prueba diagnóstica más exacta es una radiografía de tórax, que mostrará aire recogido alrededor de la superficie externa del pulmón.

El tratamiento del neumotórax

Un neumotórax por lo general no requiere tratamiento de emergencia a menos que mucho aire se acumule en el pecho y provoque que el corazón y los vasos sanguíneos se compriman, esta condición, llamada neumotórax a tensión, requiere la pronta eliminación del aire del espacio pleural. Cuando el neumotórax no es la variedad de la tensión, su tratamiento dependerá de su tamaño, los síntomas del paciente, si se trata de un problema recurrente y si el agujero en la pared del pulmón o en el tórax ha sellado.

Las opciones de tratamiento incluyen:

  • Observación simple. Se espera de que el aire en el espacio pleural sea absorbido por el torrente sanguíneo.
  • La eliminación del aire a través de un tubo que se inserta a través de la pared torácica en el espacio pleural (el tubo puede ser retirado inmediatamente después de que el aire ha sido aspirado, o puede dejarse en su lugar conectado a un sistema de drenaje durante varios días).
  • Procedimientos quirúrgicos. Generalmente reservados para el neumotórax recurrente.

Prevenir otro neumotórax

Las personas que han tenido un neumotórax tienen un mayor riesgo de una recurrencia. Debido a este aumento del riesgo, las personas que practican buceo están más expuestas a sufrir un neumotórax al ascender, con lo cual las personas que han sufrido un neumotórax deben evitar el buceo. Un paciente que fuma debe dejar de fumar para reducir el riesgo de un primer neumotórax y el riesgo de recurrencia.

Prevenir neumotórax 2

El neumotórax espontáneo

El neumotórax espontáneo es una acumulación de aire o gas en el pecho que provoca el colapso del pulmón en ausencia de una lesión traumática en el pecho o de pulmón. Un neumotórax espontáneo primario por lo general ocurre en reposo. El síntoma principal es un dolor repentino en el pecho con falta de aire. El dolor puede ser sordo, agudo o punzante. Empieza repentinamente y empeora al respirar profundamente o al toser. El neumotórax espontáneo es siete veces más probable que ocurra en hombres que en mujeres. Los hombres fumadores tienen 22 veces más probabilidad de neumotórax espontáneo en comparación con los varones no fumadores. Las mujeres fumadoras tienen nueve veces más probabilidad de un neumotórax espontáneo en comparación con las mujeres que no fuman. Un neumotórax espontáneo es más probable que ocurra durante los meses de otoño o invierno. Por lo general, la ruptura de una pequeña ampolla o ampollas (Un saco lleno de aire o de fluido en el pulmón) causa neumotórax espontáneo primario. El neumotórax espontáneo secundario se produce en el contexto de una enfermedad pulmonar conocida. Enfermedades pulmonares comúnmente asociadas con neumotórax espontáneo incluyen: tuberculosis, neumonía, asma, fibrosis quística, cáncer de pulmón y algunas formas de enfermedad pulmonar intersticial. Si se deja sin tratamiento, las tasas de recurrencia de un neumotórax espontáneo son altas. Sin el tratamiento las tasas de recurrencia son tan altos como el 30% a los seis meses y hasta un 50 % en dos años.

El tratamiento del neumotórax espontáneo

El objetivo del tratamiento es extraer el aire del espacio pleural, permitiendo que el pulmón se vuelva a expandir. En los neumotórax pequeños pueden resolver por su cuenta, sin tratamiento. La aspiración de aire, a través de un catéter a una botella de vacío, puede volver a expandir el pulmón. La colocación de una sonda pleural entre las costillas en el espacio pleural permite la evacuación del aire del espacio pleural cuando la simple aspiración no tiene éxito o cuando el neumotórax es grande. La reexpansión del pulmón puede tardar varios días con la sonda pleural dejada en su lugar. Se requiere hospitalización para el manejo del tubo torácico. La cirugía puede ser recomendada para los episodios recurrentes.

Prevenir otro neumotórax espontáneo

Los pacientes deben dejar de fumar y evitar las grandes alturas, el buceo o volar en aeronaves no presurizadas para prevenir la recurrencia de neumotórax.

Artículos relacionados con Prevenir un neumotórax